España se va hundiendo en un lodazal de aguas turbias e infectas donde no parece tocar fondo. Un rey emérito en el ocaso de su vida, con gesto dócil y «miembro travieso» que va buscando agujeros donde desahogar su ansiedad fisiológica y, de paso, solapar algún dinerillo extra en paraísos de palmeras cocoteras y picos blancos, a la par que contribuye caritativamente a la manutención de sus meretrices con ayuda de los impuestos que le cobra a la plebe; la historia repite a modo de NODO el puterio de los monarcas y el trajín de sus alcobas; cosillas de los humanos. !Que Alá se apiade de él! En tanto, el rey en funciones, recorre la España tórrida cogido de la mano de su esposa la reina, deteniéndose en puestos callejeros y chiringuitos de paso, donde alguien les ofrece un trago que alivia la garganta reseca de polvo y tierra de una España cada vez más empobrecida y sometida a una dictadura propia de un comunismo en marcha. Los reyes ejecutan sus obligaciones haciendo el paripé en un escenario muy por debajo del estatus que corresponde a su nobleza. Quizás mañana, los veamos subidos a los autobuses Alsa, demostrando que en España la igualdad es un hecho y que la única forma de sobrevivir en la cloaca es arremangándose los pantalones y cambiar el tono azul sanguíneo por el rojo encarnado. Europa rechaza a Calviño, señora leída e ilustrada, que una vez se vendió al corrupto Sánchez, cayó de la nube al suelo en un esperpéntico batacazo. Soltó un par de paridas al Eurogrupo que se han convertido en su acosador y derrumbe, además de mostrar al grupo un informe falso de los muertos en España, por lo que acaba siendo rechazada por los caballeros y caballeras de la mesa redonda; esos que deciden desde Bruselas el destino terrenal de los que compramos en Mercadona. Y es que Bruselas no da una peseta por el canalla que ha llevado a España a la ruina junto a su pestilente séquito de sinvergüenzas. Han secuestrado la democracia y han impuesto dictadura a aquellos periodista (escasos), pero que no se someten a su tiranía. Un gobierno venido de cloacas por donde si quiera las ratas pasan. En tanto, los okupas ascienden a mafia y cobran renta a quienes arrendan lo robado. Las ciudades están plagadas por esa gentuza que la chusma chavista liderada y protegida por Sánchez, quiere proveerles de una ley de empadronamiento que posibilite al ladrón conservar su motín. Así, la portavoz de los catalanes-golpistas que anda buscando el origen de su raza en los genes de Torra, se atreve a decir con la risita socarrona del impotente y la prepotencia del cobarde, que se pasan por el forro lo que el estado español les mande. Pues igual que a Urkullu; deberían ustedes pensarse dos veces eso de ser español antes de venir a pedir dinero a España. Y por si fuera poco, los inmigrantes se manifiestan para exigir el derecho a sus papeles ¿Qué derechos? ¿Qué papeles? mientras, el cáncer y su socio la peste; llámense Iglesias y Sánchez, quieren legalizar a 600.000 inmigrantes en un pais que se ha convertido gracias a ellos en una patera pestosa, infectada de odios, dividida en dos bandos y con escasas posibilidades de mantenerse a flote. Esta es la España de un comunismo enmascarado en socialismo, que si nadie remedia, terminará suministrando cartillas de racionamiento y un bozal perenne en la boca. Si un cuarto del cuarto de la mitad de lo que viene ocurriendo hasta ahora hubiera procedido de la derecha, España hubiera ardido en llamas. La Roma incendiada hubiera sido una simple fogata de la noche de san Juan. Pero no se trata de diestro o siniestra, ni de los colores de las banderas, sino del desastre al que un grupo de gentuza inculta, mafiosa, con mala leche y deseo de venganza, ha llevado a la quiebra a un pais que había conseguido mucho con el esfuerzo de todos y, sobre todo, con respeto. Un respeto que ha sido sustituido por el insulto libre y consentido y una dictadura enmascarada en democracia. Individuos e individuas que sin el insulto, ni saben defenderse ni son nada.

By |2020-07-11T10:35:27+00:00julio 11th, 2020|Blog|0 Comments

Leave A Comment

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar el análisis de la navegación de los usuarios y mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Acepto